Siempre en las noches, cuando todos duermen suceden cosas muy raras y enfermizas. Esta ocasión esta un padre calvo que abusa de su inocente hija de 18 añitos, aunque de inocente no tiene ya de mucho porque le encanta follar con papá, pues esta guarrilla rubia hace las 69 con su padre, dónde este tipo calvo saborea esa concha tierna y mojada de su hija, pero como a ella le gusta el dulce, el padre sacara toda su leche en una paleta de caramelo en donde ella lo lamerá.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*