Cuando las jovencitas lo tienen de todo siempre son bien rebeldes, pues ella es una chica rica que su padre la consiente en todo, aquella mañana la hija deseaba irse de viaje donde el padre le dice que le dará dinero pero no hará sexo ya que ella es todavía muy pequeña, pues la hija le demuestra a su padre todo lo contrario que ya es toda una mujer y tiene edad para probar una buena polla y para convencerlo se desnuda en donde el padre la mira con deseo ese cuerpecito de su hija. El padre no se pudo contener y la folla hasta sacar toda la lefa en su vientre de ella y supo que su hija ya es toda una putilla.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*