Guarrilla de 18 añitos trajo a casa a su novio, pues la simpática nieta vive sola con su abuelo porque sus padres lo dejaron bajo su cuidado. El abuelo al conocer al novio de su nieta, ya sabía que su nieta ya desea conocer la polla gorda, el novio se retiro dejando  a la nieta con el abuelo, aquel viejo no dudo en acercarse y tocar esas tetas duras de la nieta, por el cual él  sabía que su nieta le gusta los hombres mayores, ella se dejo lamer la tetas mientras los dedos del abuelito mojaban su coñito, ella comenzó a gemir y el abuelo le hizo una buena sopa a su nieta que gemía de placer y al final el novio se unio para follar a esta zorrilla

 

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*