Hija nunca pensó que tener un padrastro seria lo peor. Una noche ella escucho ruido y vio en el baño a su madre y padrastro en donde él la trata como puta y la llena de lefa en toda la cara, pues ella nunca vio esto y le dio asco al ver toda esa leche y fue a vomitar en la cocina. Pero después su cuerpo deseaba lo mismo así que se comenzó a masturbar y su padrastro la vio. Al día siguiente la hija mientras dormía fue invadida por su padrastro y zorra madre que acepto entregar el rico culo de su hija a su pareja. El padrastro al ver tan hermoso culo no dudo en chuparle el ano.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*