Una madre esta desnuda y haciendo ruidos extraños en su cama, pues el hijo se acerca a la cama y se da con la sorpresa que su madre tiene un consolador de goma, pues el chaval agarro ese dildo que esta mojado y olía coño, el chaval saca su polla y le dice a su madre que prefiere una polla de carne o de goma, pues la madre agarra esa pinga de su hija y le da una buena chupada de verga hasta dejarlo duro para después follar hasta cansarse. La madre esa mañana se consoló con la polla de carne de su pequeño hijo.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*