Jovencita esta recién floreciendo, donde su coñito ya desea experimentar placeres carnales, pues a sus 18 añitos todavía no ha tenido novio y le encanta tener muchos peluches y sentirse una niña, pues esta guarrilla en la noche antes de dormirse siente que su padre entra desnudo, pues ella se asusto y agarro fuerte sus peluche, pues el padre tiene una cosa en la mente y es probar el coño de su hija. Pues la guarrilla asustada siente la mano de su padre agarrando sus tetitas y su coño peladito, ella ya estaba mojada y por primera vez le chupo la polla de su padre y también por su coño donde él la follo toda la noche.

 

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

1 Comment