Guarrilla ya llego a esa edad en donde el coño necesita experimentar ricos placeres. Esta guarrilla llego a casa con un enorme dildo que se había comprado y antes de metérselo en su coño, miro si su padre estaba en casa, pero como no estaba se fue a su habitación y se comenzó a meter todo ese dildo enorme, en donde jadeo muy fuerte, en eso su padre llega intempestivamente y ve como su hija se mete toda esa verga de plástico. La hija al ser descubierta se tapo y se avergonzó, pero su padre le dio confianza y la hija le dijo TE AMO PAPA! Y le chupo la verga y se sentó esa pinga dura.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*