Ella es mi dulce primita la hija del hermano de mi madre, pues ella cada domingo se queda a dormir en casa como siempre lo ha hecho desde pequeña, pero las noches ya no son las mismas y menos las mañanas, porque ella ya tiene esa edad donde desea experimentar cosas placenteras. Les presento a mi zorra prima y bella guarrilla de 18 que le encanta sentir la verga en cuatro patas y de costadito porque su concha aprieta mucho. Qué rica zorrilla y como le gusta la leche.

Deja tu comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*